Sector Hortícola

Image

  • Riego

Una huerta con buen suelo, rico en humus, con buena exposición solar y con el riego adecuado será la base para obtener hortalizas sanas, frescas y abundantes.

Estas son las labores principales para el cultivo general de hortalizas.

 

  1. Es frecuente regar por surcos, inundando el espacio que queda entre surcos
  2. El riego por goteo resulta ideal para hortalizas y cada vez se emplea más que el riego por surcos.
  3. El riego por aspersión también se usa en huertos. Inconveniente: al mojar hojas y frutos se favorece el desarrollo de hongos.

    ¿Cómo regar?
  1. No hay recetas para el riego, la cantidad y frecuencia de agua a aportar depende de varios factores: especie, estación del año, estado de crecimiento, etc.
  2. En época de siembra o plantación los 12 cm superficiales del suelo deben estar completa y uniformemente húmedos, aunque no encharcados.
  3. Las plantas muy jóvenes deben regarse frecuentemente para que nunca se resequen.
  4. Si las hortalizas se cultivan al aire libre en parcelas, conviene agruparlas en función del agua que necesiten, de modo que todas reciban la cantidad necesaria.
  5. Las hortalizas son sensibles tanto al exceso como al defecto de agua.
  6. Con el exceso de riego hay problemas:

    - Podredumbres en el cuello.

    - Se derrocha agua.

    - Hace que el fruto pierda sabor, por ejemplo, zanahorias, tomates, etc.

    - En cultivos de raíz lleva al desarrollo de hojas en detrimento de la raíz.
  7. Si no cuentas con agua abundante, será conveniente que instales un depósito de reserva.
  8. En suelos arenosos, donde la textura del suelo es muy porosa, el agua se infiltra y se evapora con rapidez, por lo que hay que vigilar más a menudo que exista una adecuada humedad en los suelos arenosos.
  9. En suelos arcillosos, de textura de partículas muy finas, retienen el agua en gran cantidad y pueden llegar a encharcarse, con el consiguiente problema de asfixia radicular.
  10. Los mejores suelos son los que tienen una buena capacidad de retener agua, pero no en demasía.
  11. Añadir materia orgánica a los suelos es bueno tanto para los arenosos (aumenta su capacidad de retención) como para los arcillosos (aumenta su porosidad, ayudando a evitar el encharcamiento).
  12. Es muy importante en todas las hortalizas que el drenaje sea bueno, es decir, que no se encharque durante largo tiempo. Si el suelo tiene un mal drenaje, consulta el artículo "Drenaje de suelos y cómo mejorarlo".
  13. Riega por la mañana temprano o por la tarde después de la puesta del sol.
  14. No riegues en las horas más calurosas del día. La evaporación es mayor y las gotas de agua que permanecen en las hojas o sobre los frutos concentran los rayos solares y pueden producir quemaduras por "efecto lupa".
  15. Cuidado con regar con aguas de pozos salinas. Se perjudican las plantas (el tomate resiste más) y la tierra se saliniza con los años (concentración de sales).
  16. Tampoco es bueno regar con aguas demasiado frías o calientes; a la planta le puede "sentar mal". Fría sucede, por ejemplo, en verano si se recoge directamente de un pozo. Lo ideal es que esté más o menos a temperatura ambiental.
  17. No riegues nunca las hortalizas justo antes de la recolección porque los frutos serán más acuosos, con la pulpa menos consistente, y se conservarán peor.
  18. Construye cortavientos que servirán para proteger al huerto del viento. El viento seca el suelo y las plantas y, si evitas este efecto, ahorrarás agua.

    Periodos críticos

  19. En hortalizas de hoja y de ensalada, como espinacas, acelgas, la mayoría de las coles y las lechugas, el periodo más crítico es entre 10 días y 21 días antes de alcanzar la madurez; durante este periodo es fundamental que dispongan de mucha agua. Fuera de este periodo riega la mitad semanal durante tiempo seco.
  20. El momento crítico para tomates, pimientos, judías, calabacines, pepinos y guisantes, es cuando se forman las flores y se desarrollan los frutos o bayas. Si las condiciones fuesen secas en este momento, riega al igual que para los cultivos de hojas. No riegues intensamente antes del periodo crítico, pues esto produce desarrollo de hojas en detrimento de los frutos.
  21. Los cultivos de raíz, como zanahorias, rábanos y remolachas, requieren un riego moderado durante la estación de desarrollo y aumentar cuando las raíces comiencen a hincharse.
  • Abonado

Mediante el abonado aumentamos la fertilidad del suelo y se restituyen los nutrientes minerales extraídos por los cultivos y perdidos por lavado.

  • Abonos Orgánicos

Los abonos pueden ser orgánicos e inorgánicos.

Los orgánicos son estiércol, compost, mantillo, humus de lombriz, etc.

Los orgánicos producen humus y también liberan nutrientes minerales como el Nitrógeno, Fósforo, Azufre, etc. a medida que son descompuestos por los microorganismos del suelo.

Desde una perspectiva ecológica, los abonos orgánicos, aunque de absorción más lenta que los sintéticos, favorecen a los suelos al activar las bacterias descomponedoras y a largo plazo son la mejor alternativa.

Los nutrientes que contienen los abonos orgánicos permanecen en el suelo mucho más tiempo que los artificiales, evitándose además que por lixiviación se contaminen los acuíferos o se laven más rápidamente de las capas superficiales del suelo.

  • Fertilizantes convencionales, de uso común en agricultura. Ejemplo: 15-15-15, Nitrato amónico, Superfosfato simple, Cloruro potásico, etc.

  • Abonos de lenta liberación. Son más caros. Se van disolviendo poco a poco.

  • Fertilizantes líquidos. Se diluyen y se pueden aplicar con una regadera o mediante el riego por goteo (fertirrigación).

  • Abonos foliares. Se echan sobre las hojas. Es una interesante técnica a emplear cuando el abonado radicular no es efectivo. Es útil cuando el suelo no es muy profundo y después de una plaga o una enfermedad, la respuesta es rápida y se restablece la actividad radicular. También para corregir carencias de micronutrientes (Hierro, Manganeso, Boro, Cobre, Cinc...) con la fertilización foliar de microelementos y aminoácidos, después de una helada recupera el cultivo.
  • Existen algunos abonos organo-minerales, formados a base de compuestos orgánicos enriquecido con minerales. Se venden en sacos.

  • Todos estos abonos inorgánicos o sintéticos se asimilan más rápidamente que los orgánicos, es decir, que las plantas dispondrán de ellos desde el momento de echarlos; los orgánicos, no.

PLAGAS Y ENFERMEDADES

Estas son el 99% de las plagas de los cultivos de huerta, verduras, hortalizas. La mayoría de ellas se pueden dar en el resto del Mundo, pero según el país, habrá algunas que falten y otras que no se incluyen aquí.

PLAGAS HORTÍCOLAS

En esta página:

1. Cochinillas
2. Pulgones
3. Mosca blanca
4. Trips o Piojillos (Thrips spp., Frankliniella occidentalis, etc.)
5. Araña roja (Tetranychus urticae)
6. Ácaro amarillo o Araña de la fresa (Stenotarsonemus pallidus)
7. Acariosis bronceada del tomate o Seca de tomateras (Aculops lycopersici)
8. Plusias o Gusanos verdes (Autographa gamma)
9. Oruga del tomate (Heliothis armigera)
10. Gardama (Spodoptera exigua)
11. Rosquilla negra (Spodoptera littoralis)
12. Gusanos blancos (Anoxia villosa, Melolontha spp.)
13. Gusanos grises (Agrotis segetum y Noctua pronuba)
14. Gusanos de alambre (Agrotis lineatus)

15. Moscas minadoras, Minador de hojas, Minadores o Submarino
16. Mosquito verde (Empoasca lybica)
17. Caracoles y babosas
18. Hormigas
19. Saltamontes y langostas
20. Chinche verde o Chinches de huerta (Nezara spp., Eurydema spp...)
21. Nematodos
22. Nematodo dorado de la patata (Heterodera rostochiensis)
23. Grillo-topo o Alacrán cebollero (Gryllotalpa grillotalpa)
24. Perros
25. Gatos
26. Topos y topillos
27. Ratas y ratones
28. Conejos
29. Aves

30. Escarabajo de la patata (Leptinotarsa decemlineata)
31. Polilla de la patata (Phthorimaea operculella)
32. Mosca de la zanahoria (Psila rosae)
33. Orugas de la col (Pieris brassicae y Pieris rapae)
34. Mosca de la col (Phorbia brassicae)
35. Pulguillas de las Crucíferas (Phyllotreta spp. y otras)
36. Falsa hernia de la col (Ceutorhynchus pleurostigma)
37. Baris de la col (Baris spp.)
38. Piral del maíz (Ostrinia nubilalis)
39. Vacanita de los melonares (Epilachna chrysomelina)
40. Falsa oruga de los nabos (Athalia colibri)
41. Polillas de las Crucíferas (Plutella xylostella)
42. Mosca de la cebolla (Chortophila antiqua)
43. Minador de las cebollas (Acrolepia assectella)
44. Gorgojo de los ajos (Brachycerus algirus)
45. Gorgojos (Otiorhynchus spp.)
46. Cochinillas de la humedad (Porcellio scaber) y Milpiés
47. Bibio o Bibiones (Bibio spp.)

 

ENFERMEDADES DE VERDURAS Y HORTALIZAS

1. Botritis, Moho gris o Podredumbre gris
2. Mildiu del pie en fresón
3. Podredumbre de raíces
4. Fusariosis vasculares
5. Oidio o Cenizo
6. Mildiu (Peronospora spp. Plasmopora spp., Bremia spp., etc.)
7. Mildiu de las Cucurbitáceas (Pseudoperonospora cubensis)
8. Mildiu de la patata y del tomate (Phytophthora infestans)
9. Mildiu terrestre del tomate (Phytophthora parasitica)
10. Roya
11. Negrilla

En la siguiente página (2):

12. Antracnosis
13. Alternariosis
14. Negrón de la patata (Alternaria solani)
15. Verticillium (Verticilosis) y Fusarium
16. Podredumbre de los semilleros, Caida de plántulas o Damping-off
17. Esclerotiniosis o Podredumbre blanca (Sclerotinia sclerotiorum)
18. Tristeza o Seca del pimiento
19. Viruela de la patata (Rhizoctonia solani)
20. Hernia de la col (Plasmodiophora brassicae)
21. Cercosporiosis
22. Carbón de la cebolla (Tuburcinia cepulae = Urocystis cepulae)
23. Traqueomicosis (Verticillium albo-atrum y Verticillium dahliae)
24. Viruela del fresal
25. Podredumbre negra de las raíces (Chalara elegans)

26. Bacteriosis (Bacterias)

- Grasa de la judía (Pseudomonas syringae phaseolicola)
- Mancha negra del tomate (Pseudomonas syringae tomato)
- Mancha angular de las Cucurbitáceas (Pseudomonas syringae lachrymans)
- Chancro bacteriano
- Podredumbre parda de la patata (Pseudomonas solanacearum)
- Podredumbre blanda o "Pie negro" (Erwinia carotovora)
- Marchitamiento bacteriano (Erwinia tracheiphila)
- Podredumbres blandas (Erwinia carotovora subsp. caritovora)

27. Virosis (Virus)

- Mosaico de la sandía
- Virus del bronceado del tomate
- Virus del mosaico del pepino
- Virus Y de la patata
- Virus del rizado amarillo del tomate
- Virus del mosaico del tomate
- Virus del moteado suave del pimiento
- Virus del mosaico amarillo del calabacín
- Virus del cribado del melón
- Virus del mosaico de la calabaza

 

FISIOPATÍAS O TRANSTORNOS DE HORTALIZAS

Los problemas en las plantas son debidos a plagas, enfermedades y fisiopatías (trastornos). Veremos aquí las fisiopatías más importantes. Se incluye también las Plantas parásitas (3 especies).

Ejemplos de fisiopatías:

  • La ausencia de fruto puede deberse a falta de polinización, riego escaso o sequía.

  • Floración y granado prematuros, ocasionados por cambios repentinos de tempe-ratura, sequía o un sembrado en época incorrecta.

  • Si existe carencia de minerales en el suelo, las cabezas de las coliflores pueden dejar de crecer.

  • Accidentes climatológicos: heladas, granizadas, vientos secos...

  • Problemas del suelo: encharcamientos, carencias de elementos nutritivos.

FISIOPATÍAS EN LOS CULTIVOS HORTÍCOLAS

1. Exceso de riego
2. Falta de riego
3. Sombra
4. Insolación excesiva
5. Ola de calor
6. Cambios bruscos de temperatura
7. Heladas
8. Humedad ambiental
9. Viento
10. Granizo
11. Nieve
12. Carencias de nutrientes
13. Exceso de Nitrógeno
14. Exceso de estiércol
15. Subsuelo malo
16. Suelo salino
17. ¿Riegas con agua salina?
18. Daños en raíces por labrar
19. Tratamientos fitosanitarios mal realizados
20. Herbicidas
21. Contaminación del suelo

 

FORO DE CONSULTA

Sus Comentarios para nosotros son muy importantes

El comentario se publicara despues de su autorización nuestro departamento le notificará su publicación a su correo electronico

Nombre Completo*
E-Mail* no sera publicado en el comentario
Telefono*
Empresa
Asunto*
comentario
 

 

Temas Relacionados

    CONTROL DE MALAS HIERBAS
  • El huerto debe estar libre de malas hierbas. Éstas compiten con el cultivo por el agua, los nutrientes, la luz y el espacio.
  • Para evitar su aparición, un buen método es emplear acolchados orgánicos o plásticos.

  • Las malezas anuales arráncalas con azada o a mano superficialmente.
  • Hazlo antes de que echen semillas en el huerto.

  • Las malezas perennes son más difíciles de eliminar porque rebrotan una y otra vez.
  • En cualquier caso, con insistencia en su elimi-nación cada vez saldrán menos.

  • Con las cavas ligeras que se hacen para man-tener la tierra suelta e impedir la formación de costra, ya se eliminan las malas hierbas que van saliendo. Tienen que ser muy superficiales (no más de 5 cm.) para no romper las raicillas de las hortalizas.

  • Esta labor de escarda se puede aprovechar también para aporcar las plantas, es decir, acumular un poco de tierra al pié de las mismas, dándoles una mayor estabilidad contra el viento; al mismo tiempo que se protegen las raíces del frío y se favorece el desarrollo radicular.

  • Dentro de lo posible, limpia el huerto de perennes antes de sembrar retirando sin dejar trozos. Si el problema fuera muy serio, emplea herbicidas totales, por ejemplo, Glifosato o Sulfosato antes de preparar el suelo. Sigue las instrucciones de la etiqueta.
  • Acolchado
  • Distinguimos dos tipos de acolchado o mulch:

    Acolchado orgánico (estiércol, compost, turba, etc.)

  • Consiste en extender una capa de materia orgánica sobre el suelo alrededor de las plantas.

  • El acolchado es una práctica muy recomendable en el huerto, aunque no imprescindible.

  • Se puede hacer con:

    Turba
    Compost descompuesto
    Mantillo de hojas
    Estiércol descompuesto y rico en paja
    Recortes de césped secos
    Paja (es el acolchado tradicional de los huertos)
    Etc.

  • No se recomiendan materiales derivados de la madera como serrín y cortezas pulverizadas o astilladas, salvo que tengan 2 años de antigüedad, porque la descomposición en el suelo absorbe el nitrógeno del suelo quedando no disponible para las plantas, lo cual produce una depresión en el cultivo.
  • Se podría compensar si se aporta un fertilizante mineral nitrogenado hasta que los microorganismos liberen el Nitrógeno que han "inmovilizado" temporalmente en su ataque a las materias secas.

    Beneficios del acolchado orgánico

    * Reduce la pérdida de agua.
  • *Aporta nutrientes a medida que se descompone.

  • * Mejora la estructura del suelo.

  • * No es necesario labrar porque el suelo está cubierto.

  • * Impide que salgan malas hierbas.

  • * Momento para aplicarlos: primavera y principios de verano.

  • * Un mulch puede ser de 2-7 cm. de espesor o más.
    * Si quieres controlar las malas hierbas tiene que ser espeso.

  • Acolchado con plásticos

  • El plástico puede ser blanco, negro o trasparente.

  • Sus funciones son similares al acolchado orgánico, aunque no producen nutrientes para las plantas:

    - Mantiene la humedad del suelo.

  • - Aumenta la temperatura del suelo y acelera la cosecha.

  • - Permite adelantar la siembra y que la germinación sea rápida.

  • - Refleja calor hacia la fruta para madurar.

  • - Se conservan las hortalizas limpias y libres de salpicaduras.

  • - Mejora la calidad del fruto al impedir el contacto con el suelo.

  • - Evitan la erosión y el endurecimiento de la tierra.

    - Los negros impiden que salgan malas hierbas.

    - Los blancos se emplean para reflejar la luz y calor sobre frutas en maduración como tomates y melones.

    - Los transparentes se emplean para calentar el suelo en primavera o evitar salpicaduras.

  • Se siembran las semillas en línea sobre el caballón.

  • Se instala el plástico transparente sobre el caballón de tierra y se fija con alambres y/o enterrando los bordes laterales. Con esto se favorecerá la germinación de las semillas al estar más caliente y se pueden sembrar cuando hace frío.

  • El plástico negro se extiende antes de sembrar y después de poner el goteo. No permiten el paso de la luz.

  • Hay que perforarlos para la emergencia de la planta o si se plantan plantones, con un corte en forma de cruz con el cuchillo. Puede hacerse en el momento de colocar la lámina o después.

  • La película plástica puede atraer babosas. Levanta los bordes y retíralas o emplea un producto antilimacos.

  • Se utilizan para acolchado láminas de polietileno de 80-150 galgas de espesor. Duran 1 campaña.
  • OTRAS OPERACIONES EN LOS CULTIVOS

  • Esta operación consiste en colocar un sostén a las hortalizas de tallos, trepadores o rastreros, para impedir su contacto con el suelo, favorecer la aireación e iluminación de la planta y las labores de riego, escarda, recolección, etc.

  • Se pueden utilizar para tal fin cañas y ramas de árbol colocadas en forma de "tienda de indios", o uniéndolas en V invertida, a las cuales se va atando con rafia, con esparto o hilo las plantas, sin apretar para que no les afecte en su crecimiento.

  • Hoy día se fabrican mallas de plástico o alambre plastificado sujeto por unos pies derechos colocados a una distancia de 2 metros que pueden ser de madera y hierro; éstos tienen la gran ventaja de tener una gran duración y son fáciles de desinfectar mientras que las cañas hay que cambiarlas todos los años porque se pudren.

  • En invernaderos se disponen hilos de rafia horizontales y otros verticales que es por donde se va liando la planta conforme va creciendo y así alcanzar 2 m. o más de altura.

  • Ejemplo típico de entutorado es el del tomate. Las tomateras se entutoran para que la planta se mantenga erguida y evitar que los frutos toquen el suelo.

  • Los pimientos en cuanto han alcanzado un cierto grado de desarrollo es necesario ponerles tutores para evitar, tanto que se tumben, como que se rompan los tallos, muy quebradizas en los nudos debido al peso de los frutos.
  • Esta labor se realiza en tomate y consiste en ir quitando los brotes que salen en las axilas de las hojas cada 10 días más o menos.
  • Si no los quitas, darán lugar a nuevos tallos, se formará una maraña de planta, y los tomates serán mucho más pequeños.

  • Por tanto, todos los brotes laterales que salen de las axilas de las hojas o en la base de la planta se suprimen a medida que van apareciendo (cuando midan unos 3 cm. ). Si el brote está tierno se corta a mano, simplemente doblando el tallo hasta que se desprenda; si el tejido ha desarrollado rigidez, es mejor cortarlo con tijera de poda.

  • El brote terminal no lo cortes porque es el que conduce a la planta hacia arriba.
  • Córtalo cuando lleguen los primeros fríos y la planta esté finalizando su ciclo, para ayudar a madurar mejor los últimos tomates que tenga.

    Deshojado del tomate

  • Quita algunas hojas cuando los tomates están ya grandecitos, para empezar a madurar, empezando por abajo, para que no quiten sol a los frutos.

    Poda

  • Esta operación en horticultura consiste en despuntar el tallo principal por encima de la 4-5 hoja con objeto de que ramifiquen y aumenten la producción algunas hortalizas como son el tomate, pimiento, calabaza, melón, sandía, etc., y eliminar los brotes auxiliares de las ramas para frenar el desarrollo vegetativo, favoreciendo así la fructificación.

  • Por ejemplo, la poda en el pimiento se hace para delimitar el número de tallos con los que se desarrollará la planta (normalmente 2 ó 3).
  • Recolección de Hortalizas "Tomate"


  • La recolección del tomates es escalonada y larga. Comenzará a las 10 ó 12 semanas después de la siembra.

    Los puedes ir sacando a medida que los necesites. Si es para ensaladas, más duritos, y los que van quedando rezagados y maduran más, úsalos para salsas, conservas o asados.

    Antes de que hagan su aparición las primeras heladas (si es el caso) conviene recoger los que todavía estén verdes y colocarlos en una habitación o almacén extendidos sobre paja para que maduren.